Archivos para 14 septiembre 2012

Creatividad con cartón

Como muchas cosas que hacemos, comenzó como un juego y como en los buenos juegos, nos tomamos la partida en serio.

Un buen día se nos ocurrió que podíamos aprovechar las cajas de cartón que semanalmente nos dejan frente a la puerta del local nuestros vecinos para darles otra vida antes de su desguace.

Era agosto, las vacaciones no cabían en la agenda y las ganas de hacer algo diferente para las fiestas de Gràcia se transformaron en una idea que materializamos cúter en mano.

Art & Hot Dogs, así bautizamos el montaje de cartones que decora todavía el local.

Una gran caja de nevera ha servido para representar un armario donde expusimos objetos, láminas y libros; una caja de televisor se ha transfomado en una nevera en la que expusimos imanes (también de creación propia) y otros cartones dieron vida a un perro salchicha, el marco de una pizarra, las letras de ART y el carrito en el que ofrecimos auténticos hot dogs a nuestros amigos.

Entre sudor y cola  prolongamos la vida de esas cajas y nos dimos cuenta de algo, que esto podemos tomarlo en serio, porque gustó mucho. O al menos eso creemos porque arrancamos sonrisas y muchas fotos durante esos días.

En definitiva, que esos cartones “comunicaron” algo más de nosotros y de nuestras posibilidades de ofrecer cosas diferentes a nuestros clientes. Así que manos a la obra, porque además de webs, dibujitos y más o menos sesudas estrategias, sumamos este ingrediente simpático a nuestra oferta de servicios de comunicación creativa…

Anuncios

, , , , ,

Deja un comentario

Marketing Sostenible por imperativo

El Marketing -a grandes rasgos- ofrece una serie de herramientas estratégicas para organizar la actividad de una empresa hacia determinados objetivos, asentados en una serie de valores… bla bla…
Hay abundante literatura, pero lo cierto es que hasta donde sabemos, el objetivo principal de las empresas es la obtención de beneficios (cuenta de resultados), de modo que el Marketing, en este contexto, actúa como un buen soldado que ofrece herramientas y trucos para cumplirlos.
El Marketing en estado puro es un arma para la guerra, para hacerse lo más fuerte posible frente a los competidores más feroces del mercado, sin dejar escapar ningún detalle, atendiendo todos los frentes… y el trofeo siempre es el mismo, la cifra de negocio, el beneficio…

Su modelo más voraz ha entrado en crisis entre otras razones porque se agotan los recursos, así que aunque a algunos no les guste o les de pereza, es hora de empezar a pensar de otra manera. Pura supervivencia.

¿Sosteni-qué?

Hasta hace muy muy muy poquito tiempo las empresas ni siquiera ponían este término en su boca. La cosa no iba con ellas, la sostenibilidad era un tema de Estado, debatida en foros, que medía esa cosa tan etérea como los niveles de CO2 en la atmósfera…

Pero un buen día el tema entra como el pan nuestro de cada día porque entendemos que todos somos responsables y que cada uno desde su lugar debe tomar partido por la preservación de lo que nos queda en la tierra.

La sostenibilidad es un asunto que nos concierne a todos. La tierra, sus recursos, la dignidad y la supervivencia de las personas está en juego. Nadie puede hacer la vista gorda y además, hacerlo comienza a estar muy mal visto.

Es el momento de hablar de Marketing Sostenible. Pero lo digo con temor. Temo que suceda como pasó hace unos años con la RSE (Responsabilidad Social Empresarial) cuando numerosas grandes empresas aprovechan el momento para realizar campañas que las dejen mejor paradas ante la opinión de sus interlocutores o consumidores, clientes, etc y en ocasiones sólo fue para conseguir beneficios fiscales o un simple lavado de cara…

El Marketing Sostenible debería ser consecuencia de un cambio en la cultura empresarial y no el resultado de una estrategia del departamento de Marketing. Es decir, en la pirámide de decisiones, la voluntad de aplicar estrategias en este sentido deberían ser consecuencia de un replanteamiento ético de la dirección de las empresas. Entender que su actividad y su manera de hacer está en continua interacción con su entorno, y que en todo caso, deben aprovechar las condiciones del mercado para adaptarse y crecer en armonía con éste, evolucionando e innovando desde nuevos espacios de relación con proveedores y clientes.

,

1 comentario

Salina muestra “Interiores”

Ayer inauguramos oficialmente la muestra Interiores, de la ilustradora catalana Salina que pueden visitar hasta el próximo 4 de octubre en Arte Aparte el rinconcito creativo de de tactilestudio. (Bruniquer 9, local 4)

¿Quién es Salina?

Salina es el nombre artístico de Anna Montón (1984) una joven ilustradora que vive en el barrio de Gràcia y que un día pasó por nuestro local y nos propuso traer este conjunto de ilustraciones en el que juega con el costado más animal. Una serie que ella define  como un juego de asociaciones y sensaciones visuales. Un collage psicológico en el que los aspectos interiores, que todos escondemos en lugares recónditos, salen a la superficie. Una mirada al yo sumergido, a nuestra parte indómita y salvaje que, finalmente, se revela desnuda y nos muestra un de las máscara de las que todos disponemos.
Algunas figuras representadas son anónimas y otras son personajes a los que podemos llegar a reconocer bajo su aspecto animal.

Os dejamos algunas instantáneas…

Deja un comentario

Los clientes no son todos iguales

Habría que acabar con esa voluntad de igualarlo todo de una puñetera vez. No todos los hijos son iguales, ni a todos los queremos de la misma manera. No todas las mujeres, ni los hombres, ni los perros, ni los gatos, ni las plantas, ni las empresas, ni los jefes, ni los compañeros, ni los clientes… son iguales.

Ni los clientes… a ellos quería llegar. Me refiero al cliente (empresa) que solicita por ejemplo nuestros servicios de comunicación.

Esos clientes, los reyes, a los que hasta ahora había que rendir pleitesía fueran como fuesen, exigieran lo que exigiesen y de la manera que fuese… “El cliente manda” ¡Cuántas veces lo hemos escuchado!

Esta frase la teníamos tan asumida que resultaba incuestionable. “Manda”

Si queríamos trabajar con ellos, debíamos “obedecer”… “sus deseos son órdenes”.

La verticalidad era norma

Había que “diseñar estrategias y herramientas para ayudarles a conseguir sus objetivos de marketing” Así, con esa absoluta subordinación… así…

Sin poner sobre la mesa temas que pudieran ser comprometidos…

Sin más convicciones que nuestros honorarios a final del proyecto…

Sin medir el impacto de los mensajes y diseños que se derivaban de aquellos sesudos ppt que, muchas veces, se esforzaban por inventar necesidades para esos productos recién salidos del horno y que debían encontrar como fuese un sitio en el gran escaparate del mercado.

Veamos…

El cliente ya no es un ente abstracto, es una persona o empresa con mucho más que una cuenta de resultados. Es un agente complejo y cargado de valores, mejores o peores.

Un poco gracias a las tecnologías, otro poco a la evolución social y evidentemente a la sacudida económica, algo se mueve en la cultura empresarial, un nuevo discurso agita convicciones antiguas y es  necesario establecer criterios más saludables a la hora de establecer relaciones con ellos.

Algunos clientes (a los que nos referimos) ven peligrar ese halo intocable e incuestionable.

Ya no es viable “el todo vale”. La situación general exige una actitud más comprometida y menos decorativa hacia lo social, lo medioambiental.

Es este punto el que marca la diferencia entre unos clientes y otros (al menos para nosotros).

Aquí mandamos todos

Las reglas de juego comienzan a cambiar y ya no nos importa tanto cuánto (factura) sino cómo (hace lo que hace). El valor ya no lo dice sólo el precio. El valor viene dado por otras variables, también medibles por el impacto de su actividad en lo social, cultural y medioambiental.

Los clientes ya no mandan

Con los clientes es necesario un diálogo de tú a tú (Manifiesto Cluetrain). Sin la jerarquía tradicional de uno sobre otro. Desde la horizontalidad. Sólo en ese plano de igualdad es posible poner sobre la mesa las diferencias de criterio, de valores y también tomar partido. Evolucionar.

En definitiva, nuevas reglas de juego más responsables y atentas, aún arriesgándonos a perder facturación, porque no todo pasa por ahí. Si la comunicación es buena, si hay empatía, si hay valores compartidos, el acuerdo se logra con naturalidad, sin esa sensación incómoda de sometimiento y al final, la retribución cobra una nueva dimensión mucho más abarcadora que no tiene que ver con el dinero.

Al reconocer que no todos los clientes son iguales, abrimos la puerta a relaciones más transparentes, confiables y sólidas. ¿No les parece?

,

2 comentarios

Evolución: del compromiso con el diseño al diseño comprometido

La fiebre del consumo vació de contenido al diseño durante mucho tiempo. Casi sin darnos cuenta nos sumamos a una ola de producción de objetos sin sentido ni responsabilidad ninguna.

Los diseñadores caímos rendidos a las posibilidades y recursos que parecían infinitos con tal de cumplir el objetivo de seducir y nos olvidamos del cimiento que debe regir un buen diseño.

“Si no hay mensaje, ni historia, ni idea, ni narración, ni experiencia útil, no es buen diseño” dice Timothy Samara y quizá habría que añadir  “Si no hay mensaje, ni historia, ni idea, ni narración, ni experiencia útil, ni compromiso con el medio ambiente, ni responsabilidad con el impacto que provoque en el entorno social, no es buen diseño”.

El tiempo de la seducción a cualquier precio ya ha pasado.

El tiempo de arrodillarse frente a las estrategias de marketing más voraces sin preguntarnos nada acerca de los mensajes que se llevaban a la sociedad, ya no se lleva.

Los tiempos de ceguera, narcisismo y despilfarro quedaron atrás, sepultados por el cachetazo de realidad que nos deja esta crisis.

Desde el diseño y la comunicación tenemos que dar un giro necesario hacia otras maneras de hacer, más sensibles y comprometidas. Es una exigencia de supervivencia, y una oportunidad de aportar mayor valor a lo que hacemos.

Deja un comentario

Interiores, expo de Salina

Salina trae a las paredes de Arte Aparte una serie de ilustraciones bajo el título de Interiores.
Un juego de asociaciones y sensaciones visuales. Un collage psicológico en el que los aspectos interiores, que todos escondemos en lugares recónditos, salen a la superficie. Una mirada al yo sumergido, a nuestra parte indómita y salvaje que, finalmente, se revela desnuda y nos muestra un de las máscara de las que todos disponemos.
Algunas figuras representadas son anónimas y otras son personajes a los que podemos llegar a reconocer bajo su aspecto animal.

La inauguración este jueves 6 de septiembre a las 19,30 horas

¡No faltéis!
Os esperamos

, ,

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: